Curso de nuestra Licenciatura en Historia utiliza el formato audiovisual para difundir conocimiento histórico

curso_JC_video.jpg

 

El Laboratorio de investigaciones audiovisuales históricas (LIA) surgió a partir del curso Narrativa Audiovisual de la Licenciatura en Historia, impartido desde el 2018, por el profesor Javier Correa.

LIA publica periódicamente contenidos audiovisuales en forma de documentales históricos, cápsulas, entrevistas y archivos visuales, como también textos teóricos, metodológicos, diálogos y reseñas especializadas de contenidos históricos en formato audiovisual (ficción, documental, series, etnografías, reportajes, etc.) escritos por académicos del Instituto de Historia UC e invitados nacionales e internacionales.

En este curso existe la posibilidad de realizar cortometrajes documentales de temáticas históricas. El interés tanto de las y los estudiantes como de la dirección del Instituto ha estado dirigido justamente a abordar el formato audiovisual desde la teoría, la investigación y la práctica, lo que ha dado como resultado, bajo distintas circunstancias, una serie de trabajos que son los que conforman el núcleo del laboratorio”, detalló el profesor Correa.

El objetivo de LIA es producir y difundir investigaciones históricas en formato audiovisual tanto de los académicos como de los estudiantes de pregrado y postgrado del Instituto de Historia. La difusión se realiza a través del sitio del laboratorio en la red de blogs académicos Hypotheses y en un canal de YouTube. 

Se trata de una plataforma vinculada a la Historia Pública por cuanto pone a disposición trabajos audiovisuales que buscan expandir, a través de las imágenes, el conocimiento histórico. El laboratorio se propone también como un lugar de reflexión teórica y metodológica entre Historia y Cine que contribuya a la comprensión y desarrollo de las posibilidades que el medio audiovisual puede aportar a la Historia como disciplina”, señaló Javier Correa.



¿Considera que la difusión de investigaciones históricas a través del formato audiovisual llega de forma más eficaz a las personas?

Cada formato tiene sus particularidades y alcances. Se trata en primer lugar de formas de abordar la generación de conocimiento que son distintas, pero también experiencias que se dan también de modos específicos. El formato audiovisual tiene una inmediatez de la imagen que lo hace más rápido de ser difundido, pero eso no significa que sea comprendido con esa misma velocidad. Desde los soportes actuales y las redes sociales, se tiende a concebir el formato audiovisual como capaz de alcanzar un nivel de efectividad y masividad mayor que un texto escrito; hay en ello una idea de asimilación del formato a la verdad que es problemático. Desde mi perspectiva, esa complejidad es necesario abordarla, como historiadoras e historiadores, teniendo a la vista el problema del conocimiento histórico. En ese sentido, cuán eficaz sea el formato audiovisual depende también de cómo aborda el problema del lenguaje audiovisual, la investigación y su puesta en imagen.

¿Cómo responden los estudiantes a la idea de plasmar sus investigaciones en estos formatos?

Ha sido un proceso que se ha ido desarrollando con cada curso y que en primer lugar implica traspasar a las y los estudiantes los elementos básicos del lenguaje audiovisual y en particular del documental. Esto supone una dificultad inicial, ya que es toda una forma distinta de ‘escritura’. Sin embargo, hoy en día, la proximidad que tenemos con el formato audiovisual y que practicamos casi como un hábito, permite una asimilación del lenguaje mucho más rápida, que es de mucha ayuda a la hora de plasmar sus ideas e investigaciones en imágenes. El desafío de una Historia que se configura desde las imágenes, pero también por el uso de cámara y la grabación ‘en terreno’, produce un acercamiento con la realidad que ha sido atractivo para ellas y ellos.

A continuación, presentamos algunos videos que se desarrollaron en este laboratorio: