Instituto de Historia cumple 50 años

Estudiantes Oriente2 1

Aunque ha sido un año muy duro para todas y todos, no podemos dejar pasar la oportunidad de conmemorar los 50 años de vida que cumple este año nuestro Instituto de Historia. Nos habría gustado celebrarlo de otra forma, reflexionando en conjunto sobre la trayectoria recorrida hasta aquí y sobre el Instituto que queremos pensar y construir hacia el futuro. Por el momento, compartimos esta breve reseña y algunas imágenes de lo que han sido estos últimos 50 años, y esperamos que pronto podamos celebrar con nuestras y nuestros estudiantes, egresados, funcionarios y académicos este hito tan significativo. 

La docencia y la investigación en historia, datan en nuestra Universidad desde mucho antes que se fundara el Instituto en 1970. En la Universidad ha existido una tradición de cultivo de la disciplina desde sus orígenes y que inicialmente se vinculaba a la enseñanza de la historia del derecho. Esto se formalizó posteriormente a partir de una serie de cursos dictados por la Facultad de Educación en la década de 1940 destinados a la formación de profesoras y profesores de historia y la entrega de contenidos en historia de América y de Europa, lo que cristalizó con la creación del Departamento de Historia al interior de dicha Facultad. 

historia_50_años_1.jpg
Cursos ofrecidos por el Departamento de Historia de la Facultad de Educación.  Folleto informativo, Pontificia Universidad Católica de Chile, 1963


La tradición en la enseñanza de la historia dentro de nuestra Universidad se mantiene viva y ha crecido con fuerza desde la creación del Instituto. Hoy no solo se dictan clases destinadas a las y los futuros profesores y licenciados en historia, sino que además se ofrecen una serie de cursos obligatorios para diferentes programas y carreras, así como una amplia oferta de cursos dentro del Plan de Formación General de la Universidad, a lo que se suman los cursos de los programas de magíster y doctorado. En total, el Instituto dicta hoy más de 150 cursos al año, los que tienen una matrícula de más de 5 mil estudiantes curso.

La tradición en investigación en historia en la Universidad es también anterior a la creación del Instituto. La incorporación al Departamento de Historia de la Facultad de Educación de académicos como Jaime Eyzaguirre, Mario Góngora, y Ricardo Krebs en la década del 50, hizo que prontamente el interés por la investigación se hiciera manifiesto. Así, en 1954 se creó el Instituto de Investigaciones Históricas de la Universidad como parte de la Facultad de Educación y en 1961 se fundó la revista Historia, la más antigua e importante publicación científica nacional que difunde el resultado de la investigación histórica sobre Chile y América Latina.


Decreto_de_Rectoria.jpg
Decreto de Rectoría que oficializa la creación del Instituto de Historia en 1970

En el contexto de la Reforma Universitaria de fines de los 60 la creación de institutos disciplinares en la Universidad buscaba fortalecer la investigación, y la creación del Instituto de Historia en 1970 durante el rectorado del profesor Fernando Castillo Velasco vino a fortalecer ambas tradiciones de docencia e investigación. En lo que respecta a la docencia, la creación del Instituto de Historia permitió la consolidación de un proyecto educativo propio, el que ahora separado del Departamento de Historia y Geografía de la Facultad de Educación, logró una mayor especialización de egresadas y egresados, y vio aumentado el número de académicas y académicos que formaban parte de la planta del Instituto. 

UC_es_Noticia.jpg
Revista UC es Noticia de 1970 informa de la creación del Instituto de Historia, 1970


Este crecimiento hizo posible, por ejemplo, que el Instituto de Historia pudiese afrontar de buena forma la reforma curricular del año 1983 que creó el Ciclo Básico en Historia, la que aumentó la matrícula de estudiantes propios del Instituto a 150 estudiantes anuales, quienes luego de dos años de estudios comunes decidían si seguir la carrera de Pedagogía en Educación Media en Historia o la Licenciatura en Historia.

La convergencia de las tradiciones en docencia e investigación se vio también reflejada en la creación de nuevos planes de estudio, ya que el crecimiento del Instituto tanto en su planta académica como en su producción historiográfica hicieron posible que, en conjunto, fueran la base que permitió la creación del Doctorado en Historia en 1983, el primero del país en la disciplina.

Todos estos avances, requirieron de cambios en infraestructura y en lo administrativo. En lo que respecta a infraestructura, el crecimiento del Instituto demandó un mayor espacio físico, trasladándose desde la antigua sede Apoquindo de la Universidad al Campus Oriente en 1973, lugar donde funcionaría hasta el año 2000.

Estudiantes Oriente2 1
Estudiantes de Historia en Campus Oriente, 1994


Ese año fue inaugurado el edificio que ocupa el Instituto actualmente en campus San Joaquín junto a los institutos de Geografía y Ciencia Política. En cuanto a lo administrativo, el Instituto de Historia pasó a formar parte de la Facultad de Historia, Geografía y Ciencia Política en el año 1982, cuando, en el marco de una reforma de las estructuras académicas generales de la Universidad, se decidió efectuar una reorganización que, en ciertos casos, implicó un reagrupamiento de algunos centros, escuelas e Institutos en función de afinidades disciplinarias y profesionales. Al momento de crearse la actual Facultad en 1982, se consideró conveniente integrar en ella a los institutos de Historia, Geografía y Ciencia Política, por el hecho de tener en común el estudio, análisis y conocimiento de los fenómenos y procesos históricos, territoriales y políticos que contribuyen a una mayor comprensión del ser humano, así como también por su participación en la formación de las profesoras y los profesores de Enseñanza Media en Historia, Geografía y Ciencias Sociales. 

facu.jpeg
Edificio Actual


En la actualidad, como parte de la Facultad, nuestro Instituto participa del Centro de Estudios Asiáticos, encargado de estimular y coordinar los estudios y actividades relacionados con dicha región, y también del Centro del Patrimonio Cultural, organismo que promueve el conocimiento del patrimonio a través de programas y acciones académicas interdisciplinarias. 

A lo largo de su existencia siete académicos y académicas del Instituto han sido galardonados con el Premio Nacional de Historia: Mario Góngora (1976), Ricardo Krebs (1982), Gabriel Guarda (1984), Sergio Villalobos (1992), Walter Hanisch (1996), Armando de Ramón (1998) y Sol Serrano (2018). Revista Historia es la principal publicación historiográfica nacional, y los programas de Licenciatura, Magíster y Doctorado tienen un amplio reconocimiento. Todos estos logros son el fiel reflejo de la trayectoria de estos últimos 50 años, donde también destacan los innumerables proyectos de investigación desarrollados por nuestras y nuestros profesores con financiamiento tanto nacional como internacional.

Cincuenta años después de fundado nuestro Instituto, creemos que nuestra principal fortaleza está en nuestras y nuestros estudiantes y egresados y la diversidad de ámbitos en la que hoy se desarrollan profesionalmente y la contribución que hacen al país. Ya sea desde la docencia, la investigación, la gestión cultural o la dimensión pública de la Historia, entre muchos otros ámbitos, son ellas y ellos los que dan vida y sentido a nuestro proyecto educativo.  Somos un Instituto que se caracteriza por la gran diversidad de visiones historiográficas que conviven en su interior, siendo esta la base de un proyecto educacional diverso e inclusivo que potencia la formación de estudiantes en sus distintos niveles. Somos una comunidad académica abierta a la discusión crítica y respetuosa de las diferencias; un Instituto que entiende que el diálogo y la diversidad son los pilares fundamentales de una verdadera comunidad universitaria que hoy, desde el estudio del pasado, se proyecta hacia el futuro.