• Home
  • Noticias
  • UC se convierte en la primera universidad chilena en ser libre de humo

UC se convierte en la primera universidad chilena en ser libre de humo

20181230 Campuslibredehumo

Bajo la premisa de potenciar el bienestar de todos los miembros de su comunidad, el 2019 la Pontificia Universidad Católica marcará un nuevo hito en el contexto universitario chileno: a partir del 1° de enero, se convierte en la primera universidad del país en declarar todos sus sectores abiertos libres de humo, contribuyendo así a ofrecer espacios más limpios y saludables para todos quienes estudian y trabajan en la institución. 

Esta iniciativa forma parte de Campus Libre de Humo UC, programa que desde fines de 2013 ha realizado diferentes estrategias tendientes a crear ambientes más saludables para todos y co-construir una nueva política sobre consumo de tabaco al interior de los campus, teniendo dos focos fundamentales: Disminuir la exposición del humo en los campus y apoyar a las personas que desean dejar de fumar, mediante talleres gratuitos que brinda Salud Estudiantil para los alumnos y el programa Libérate del Tabaco de Salud UC-Christus, para funcionarias y funcionarios. 

Con el objetivo de involucrar a estudiantes, funcionarios y docentes de la universidad en esta campaña, durante estos cinco años el equipo de Campus Saludable –que lidera el programa Libre de Humo- fue desarrollando encuestas, focus groups, actividades de sensibilización, participación en ferias y actividades abiertas, logrando aumentar el nivel de adhesión a la campaña, de un 46% en 2014 a 76% en 2018. 

Asimismo, en este período, más de 15 unidades académicas y de servicio se declararon voluntariamente zonas libres de humo, lo cual comenzó en 2015 con las 12 hectáreas de Deportes UC en campus San Joaquín y culminó en diciembre de 2018 con la declaración de todo el campus Lo Contador como zona de No Fumadores. Y fue precisamente, durante la inauguración de este campus como libre de humo, que el rector Ignacio Sánchez se mostró muy orgulloso de que la UC sea pionera en Chile en este tema, vaticinando que es un tema de presente y futuro: “Creo que en 20 años más ninguna universidad del país será una institución donde se pueda fumar en su interior (…) y Campus Libre de Humo tiene que ver no sólo con restringir las posibilidades de fumar, sino con brindar opciones a los fumadores de participar en talleres e instancias de autocuidado y formación sobre el tema, para dejar un hábito tan dañino para la salud de todas las personas y el medioambiente”.

Entre los beneficios que tendrá para toda la comunidad universitaria el hecho de que ya no se podrá fumar al interior de los cinco campus UC, destaca que las personas que no fuman ya no estarán expuestas al humo de cigarro y sus nocivos efectos; se reduce la contaminación del medioambiente producto del humo en suspensión y las colillas; se disminuye la prevalencia de nuevos fumadores entre los jóvenes y se incentiva a que los fumadores dejen el cigarro.

Zonas transitorias para fumadores

Entendiendo que finalizar con el hábito de fumar y comprender las ventajas de tener ambientes libres de humo es un proceso de cambio cultural que requerirá tiempo, las autoridades universitarias definieron algunas zonas transitorias en tres de los campus UC, donde las personas podrán fumar durante el período que tome adaptarse a la medida de 100% libre de humo. 

Estas zonas serán las siguientes:

En Casa Central: en la terraza ubicada al lado del restaurante Gatopardo, que da al exterior del Centro de Extensión

En Campus San Joaquín: los sectores serán en el estacionamiento de la Facultad de Humanidades, terraza del edificio de MIDE UC y salida C del campus que da a la calle Benito Rebolledo

En Campus Oriente sólo se podrá fumar al costado del domo de estudiantes y al lado de las canchas. 

En todos estos sectores transitorios habrá señalética y basureros para que las personas reciclen sus colillas.

Campus Lo Contador y Campus Villarrica son 100% libre de humo, por lo tanto, no se podrá fumar en ningún sector del campus. 

Según explicó Pamela Aravena, de Campus Saludable, no se busca fiscalizar el cumplimiento de la nueva política libre de humo mediante acciones punitivas, “sino que busca generar un cambio a nivel cultural, que las personas no fumen porque entienden el significado real de tener espacios libres de humo y el daño que produce el cigarro”. En este contexto, durante el 2018 se lanzó el equipo Líderes por un Aire Limpio, que contempla a 80 estudiantes de distintas carreras, promotores de la salud y motivados por cuidar la salud propia y de otras personas, que han sido capacitados para realizar una fiscalización social. Así, estos jóvenes podrán recordarle, amablemente, a quienes estén fumando al interior de los campus que la UC es una universidad libre de humo y por tanto no deben fumar allí, invitándolos a fumar en los sectores habilitados transitoriamente para ello y, en caso de que la persona lo desee, le entregarán información sobre Campus Libre de Humo y las opciones que ofrece la institución para quienes desean dejar de fumar. 

Desde septiembre estos líderes han estado actuando en los campus. Ellos refieren que sí ha bajado la afluencia de fumadores, pues la mayoría entiende que está fumando en zona prohibida, reconociendo que lo hacen por desconocimiento y ante el llamado de atención deciden apagar el cigarro. 

Tanto autoridades como el equipo que lidera Campus Libre de Humo destaca que el compromiso y la motivación de los integrantes de la comunidad serán elementos clave para que la iniciativa de ser una universidad libre de humo se fortalezca y sea un reflejo más del vínculo de la institución con la salud de estudiantes, académicos y administrativos y el país.

 

Nota relacionada:

Campus Lo Contador UC es el primer espacio universitario libre de humo en el país

 

INFORMACIÓN PERIODÍSTICA

María Antonieta Laporte Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.